lunes, 17 de diciembre de 2007

Pues no sé

Es raro encontrarse con días en los que no sabes qué decir. Y digo que es raro, no poco habitual. Que me ocurre unas cuantas veces y que todas esas veces son extrañas.

Entonces te sientas frente al teclado, y comienzas a tratar de imaginar algo que te recuerde una sensación, o un momento, o un globo que pinchas y te inunda; pero todo es etéreo y se va, o te da como risa o pena pero así, sin más, y entonces haces fuerza con la cabeza para fijar algo y... y todo se te escurre. Es fatal.

Y es entonces como en días estúpidos como éste te sientas pero sólo a contar que es raro encontrarse con días en los que no sabes qué decir. Pero digo que es raro, no poco habitual.

5 comentarios:

JOHNNY INGLE dijo...

Según afirma el Sr. Mantel en sus ratos de inspiración, cuando uno se sienta ante el teclado y no se le ocurre nada qué decir o qué escribir, uno debe limitarse a la clásica exclamación:

-Joooo!!! Hay que joderse...

Según el Sr. Ingle, estos momentos de inanidad deben aprovecharse para retirar las migas de galleta del Picantus con un buen aspirador. Si la tarea de por sí no resulta del todo estimulante, es factible practicar un poco de sexo con el tubo succionante.

La actividad en sí generará ideas para escribir. Los deditos se ponen como las ranas y ¡hala! lista para ir al teclado.

bruji dijo...

pues le podia pasar a la cantora esta de coplas que he conseguido echar a fuerza de pasar...despues de dos horas de suplicio....y otra me ha dado un pesic y me llamó rebonica....cierro ya o muero.....comes aquí loredon....hay caldete.jony no le daremos miguillas está usted també invitad. besetes al teclado.

Toni dijo...

"...por cierto, al techo no le iría nada mal una mano de pintura."

Portavoz de Dña. Loredhi dijo...

A todos los comentaristas:

Doña Loredhi está en la pelu. Me dijo que les comunicara que en breve contestará a cada uno de Ustedes. Me emplaza para que les agradezca su paciencia ahí, tan buenos, sin moverse.

Tomen asiento ya saben.

Loredhi dijo...

Sr. Ingle,

Esa exclamación es a veces una buena compañera. Al menos consuela. Sabia teoría Manteliana.

La teoría de Sr. Ingle ni de coñas. Las migas también necesitan de inspiración para ser recogidas.

bruji,

Tanto abueletas tanto pesic me estoy empezando a preocupar amiga... ¿no me estarás traficando con ancianas de tu barrio?

toni,

Desde que leí tu comentario que miro mosca el techo de mi casa, el techo del pikantus, hasta incluso me he sorprendido observando el techo de mi cabeza...¿una mano de pintura? de ser así, roja.

portavoz,

ah, no, coño, eres tú. Ale ale...