lunes, 11 de febrero de 2008

Loredhi y las fechas

Loredhi odia odiar, pero algunas veces no puede evitarlo.

Se acerca el día de San Valentín, y Loredhi ya ha visto corazones rojos con cintas del mismo color adornando los escaparates. A Loredhi le parece bien que un santo se llame Valentín, aunque no le gusta el nombre, pero lo que le fastidia hasta el grado extremo es que se nos quiera meter con calzador y por detrás el amor.

Loredhi conoce muchos corazones pero más bien rotos. Además se los imagina granates y morados y asquerosos, y no rojos y de terciopelo, y le parece patético que nos movamos como marionetas al ritmo de las fechas. Porque al final, ¿qué queda?, una descripción, un código, una foto... y la posibilidad de tapar con un corazón rojo la mierda. Nada más que eso.

Y lo que más odia odiar Loredhi es saber que ella, en el fondo, fijo que es del club de las marionetas.

4 comentarios:

Inés Infante dijo...

Jajajaja! Buenisimo, Loredhi! Inés tambien odia San Calentín, que se llame como quiera pero por favor, que no encasille el amor, que eso es antitodo, amor de centro comercial? de cena de san valentin? amor de cine? amor de pose... y corazón de terciopelo rojo
Fijo que no

Anónimo dijo...

Mi pequeño de ocho años, me ha confesado que le gusta una niña de su clase y que piensa aprovechar el tiron del dia 14 para regalarle una tarjeta con delaracion de amor( consecuencias de dejarle ver tele)y yo me voy a cagar en san valentin y toda la corte celestial como a mi niño le den calabazas!!!!

brgarrulilla dijo...

vosotras quereis hundirme....asi no hay quien venda....pura escusa el del calcetin pero si nos ponemos radical -roller....dia de la madre solo lo eres un dia...porque verano sin cole y no invierno que hace frio, y noel y los tres camellos al garete....pues no un tiron saca una muela. besos.no son fechas son flechas, ese hood que nos atraca a los pobres de corazon y gran dicha.hasta luego corazones.

Loredhi dijo...

inés infante,

pues a mí de calentín nada, sólo de escuchar la publicidad me quedo almidonada cual enagua de vieja.

anónimo,

ay, a mí esas historias me ponen blanda, y me gustan. Salvemos de la quema lo poco de bueno que queda en el mundo, y dejemos a los pequeños nutrirse de su inocencia mientras puedan.

No le darán calabazas, seguro.

brgarrulilla,

lo sabía lo sabía, sabía que iba a saltar la Reina del Escaparateo Singular.... pensé: a ver cuánto tarda mi chica en sacar sus uñas de tendera redomada.

No va por tu lloc, los corazones de ahí sí me gustan.

Nena... ¿también Robin Hood?... estás fatal.